Posteado por: agendanautilus | marzo 1, 2009

Se erradica la prohibición de maíz transgénico en México

Por: diego Topete

¿Cuántas veces comes tortillas a la semana? Si vives en México probablemente la respuesta será: todos los días. Existen también muchísimos alimentos hechos a base de maíz que se usan a diario; como el aceite de cocina o cereales hechos a base de maíz. Para las familias mexicanas, el maíz es una de las principales fuentes de alimentación; de tal manera que la introducción de maíz modificado en laboratorios, representa un destino dudoso para la salud y la ecología nacional.

A pesar de las recomendaciones hechas por la Unión de Científicos Comprometidos con la Sociedad (UCCS), en las que advierten que el uso inadecuado del maíz transgénico puede contaminar a las siembras de maíz de especies nativas; y de los  esfuerzos de Marcelo Ebrard por preservar las especies autóctonas en las siembras del D.F.; el Gobierno Federal comienza a permitir el uso experimental de maíz transgénico en territorio mexicano.

Sin embargo, un estudio publicado en el diario Molecular Ecology (Ecología Molecular) el pasado mes de febrero, encontró que aproximadamente el 1 por ciento de una muestra de dos mil piezas de maíz  nativo está contaminado por transgenes. Si bien estaba vetado el uso de transgénicos en México, se cree que se pudieron haber infiltrado de manera ilegal y llegaron a contaminar el maíz tradicional.

Una de las autoras de este estudio, la doctora Elena Álvarez-Buylla de la UNAM (Universidad Autónoma de México), explicó a la BBC Ciencia que los maíces transgénicos pueden contaminar al maíz convencional mediante la polinización, de igual manera que el polen de las flores viaja por el aire y fecunda otras tierras. Además, hace un llamado al gobierno mexicano para “proteger al maíz como bien común.”

El consumo de maíz transgénico podría ocasionar reacciones alérgicas en algunas personas, sin embargo, no se sabe de qué tipo. También se teme los efectos que podría ocasionar en las células del organismo humano.

Por lo tanto, es necesario que estos sembradíos alterados genéticamente no se expongan al campo abierto para evitar la contaminación del maíz criollo y otras especies tradicionales. Las más de 60 variedades  más comunes de maíz no solo forman parte de la cultura mexicana, sino que son parte vital de la alimentación de nuestras familias y un eslabón muy importante en la cadena económica de México.

 

 

 

 

Anuncios

Responses

  1. […] profesor cree que una solución para esto puede ser la manipulación genética combinada con técnicas tradicionales para producir plantas más resistentes a sequías y a la […]


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: